De “brisita” a “huracán bolivariano”

De “brisita” a “huracán bolivariano”

Profile picture for user roberto
diosdado
Etiquetas

Inquietud regional ante las “predicciones políticas” de Diosdado

Lo que está pasando en Perú, Chile, Ecuador, Argentina, Honduras, es apenas la brisita. Viene el huracán bolivariano, Es absolutamente imposible que Colombia se quede como está. Esos países van a reventar porque tiene una sobredosis de neoliberalismo y eso no lo aguanta nadie. Diosdado dixit. Lo dijo este fin de semana, en un acto del PSUV. Lo dijo mientras Chile ardía. Y más allá, en Europa, la crisis catalana, a la que (aún) no se refirió. ¿Palabras premonitorias o declaración de intenciones? ¿Análisis de la situación o evidencias de posible intromisión “chavista” en curso?

Las redes sociales y algunos medios informativos se hacen eco de estas declaraciones. Por enigmáticas, o quizás no tanto. Primero, con la crisis ecuatoriana, fue la “brisita bolivariana”. Ahora es el “huracán”, en medio de la crisis chilena, que el propio Maduro no dejó escapar para mandar un recadito a Bachelet, justo cuando ganó la votación en la ONU para entrar en el Consejo de Derechos Humanos hasta el 2022.

¿A qué juega Diosdado? Con sus declaraciones, ¿está forzando a ocupar una posición de poder dentro del “chavismo-madurismo”, esta vez a nivel continental? ¿Se está impulsando como un líder autónomo de Maduro? ¿O más bien es presunto cabecilla y al mismo tiempo portavoz de una posible estrategia izquierdista y “chavista” promovida desde el Foro de São Paulo para recuperar espacios de poder en la región?

La enumeración de países donde ocurren estas crisis políticas y disturbios (Perú, Ecuador, Chile) y la brutal instigación hacia otros países (Colombia) para que no escapen a este “huracán”, dan a entender que algo se está cociendo. El alto nivel de violencia y vandalismo, muy visible en el caso chileno, tiene similitudes con el modus operandi de los colectivos chavistas en Venezuela. Incluso vaticinó que este “huracán” llegará a EE.UU, que celebra elecciones presidenciales en noviembre de 2020. “La brisa bolivariana llegará a Estados Unidos y tendrá a alguien que gobierne para el pueblo”, alertó Diosdado.

eddo

Su protagonismo en el Foro de São Paulo celebrado en julio pasado en Caracas parece abordar algunas claves. ¿Tiene Diosdado evidencias de que puede venir un cambio de ciclo político en la región? Este 20 de octubre fueron las elecciones presidenciales bolivianas, con la descontada (re) reelección de Evo Morales. El próximo domingo 27 serán las presidenciales argentinas. Y allí hay opciones reales para que el “post-kirchnerismo” pueda volver al poder. ¿Está Diosdado manejando una agenda continental? ¿Tendrá esto que ver con su reciente visita a Corea del Norte? ¿O sus relaciones de poder en Rusia, China y Cuba? ¿Observa indefinición y parálisis en Guaidó y EE.UU?

Aparentemente, todo son incógnitas y especulaciones, pero ciertos hechos dan qué pensar. Por ello, las declaraciones de Diosdado no se deben pasar por alto. Y quizás deban motivar a una mayor decisión y movilización a nivel continental por parte de los gobiernos democráticos.

Añadir nuevo comentario

Texto sin formato

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.